Mitos y Verdades del Sexo
Los temas de sexo, nuestros, de cada dìa.

http://blogs.montevideo.com.uy/sexualidadplena |  Agregar a favoritos  | 

Imprimir Recomendar Agrandar Achicar

01.10.2008 21:08 / artìculos

Testosterona en la mujer, ¿si o no?



Estimada Carolina, hace unos meses que estoy pasando por un momento bastante malo en mi vida sexual. Todo iba bien hasta que fui perdiendo el deseo sexual con mi pareja. Todo comenzó hace como un año pero hace unos 3 meses se intensifico. He intentado concentrarme en el sexo pero no lo logro y me desespero.

Buscando una solución me ofrecieron usar la testosterona, que dicen es muy buena para aumentar el deseo. Me llamó la atención, porque tenía entendido que ésta es una hormona del hombre y no entiendo cómo puede servir para el deseo en la mujer.

La pregunta es:

¿Es cierto que el deseo baja por falta de testosterona en la mujer?

¿Es bueno tomar testosterona para esto?

Ojalá pueda contestarme.

Graciela.

Lamentablemente, cada vez más personas consultan por perdida o descenso del deseo sexual. Este es un trastorno que perturba mucho a quien lo vive. Genera desesperación pues la sensación de pérdida de apetito sexual, produce frustración, problemas de pareja, e incapacidad para el disfrute en la intimidad y en ocasiones, en otras áreas de la vida.

Cuando un paciente consulta por este motivo, debemos comunicarle que no contamos con un fármaco para el deseo sexual. Que las causas más frecuentes son emocionales, y no orgánicas, aunque hay ciertos problemas médicos que pueden afectar la libido como la acción de fármacos, trastornos neurológicos o endocrinológicos.

El tratamiento para recuperar el deseo apunta a identificar la causa, trabajar sobre el posible generador y reeducar el erotismo, enseñando a la persona a reencontrar el modo de conectarse con su libido y habilitándole estos mecanismos.

Pero sucede, que muchos se aprovechan de esta debilidad humana e intentan ofrecer métodos mágicos o soluciones rápidas y fáciles que prometen devolver el deseo perdido.

Perfumes, manuales y compuestos, aparecen cada día en internet y diversas tiendas, y hasta médicos pueden llegar a ofrecerlos, logrando que la persona solamente aumente sus deudas y su frustración.

Dentro de estos compuestos aparece en escena la testosterona en sus nuevas presentaciones: gel y parches, que han favorecido el uso indiscriminado e incorrecto por varones y mujeres. El fácil acceso en estas presentaciones (antes era necesario inyectarla), ha puesto en riesgo la salud y armonía hormonal y emocional de muchos.

Para que quede claro la testosterona es una hormona androgénica que se producen en los testículos. Es una hormona características del varón, que:

  • Promueve el crecimiento del escroto, pene y glándulas secretorias sexuales.
  • Aumenta el peso y crecimiento testicular.
  • Estimula la formación de espermatozoides.
  • Completa las características del semen.
  • Favorece (en un justo equilibrio) a la libido o deseo sexual.
  • Incrementa la masa muscular.
  • Aumenta las glándulas sebáceas.
  • Engrosa la piel.
  • Produce hipertrofia de laringe y producción de una voz grave permanente.
  • Distribuye el vello en pubis, tronco, extremidades y barba, y tiene una relación determinada genéticamente con la aparición de calvicie en el hombre.
  • Aumento del ritmo de crecimiento de los huesos largos en la pubertad, y aumento de estatura.
  • Favorece un comportamiento más agresivo y mayor vigor físico y muscular en el hombre que en la mujer.

En las mujeres se produce en mucho menos cantidad,( lógicamente ya que, este andrógeno es quien, da las características varoniles), en cambio se encuentra en ella mayor cantidad de estrógenos.

La idea de que, administrar testosterona en mayor cantidad solucionaría el problema del deseo, no tiene un sostén científico.

La FDA federación que regula las drogas y alimentos, no ha aprobado el uso de testosterona en mujeres.

Esta resolución se apoya en la observación de aumento de casos de cáncer de mamas y problemas cardíacos ante una dosificación mayor a los índices naturales.

También es importante saber que, el incorporar testosterona de forma no controlada o sin necesidad en la mujer, puede desarrollar caracteres masculinos en algunos casos irreversibles.

Cambio de voz, aparición de gran cantidad de vello, cambios en el ciclo menstrual, etc.

En el varón con bajo deseo (que no se explica por ninguna causa emocional identificable), sería bueno indicar un examen de sangre en el cual evaluar si la dosis de testosterona esta en sus índices normales.

De no ser así hay que, con mucho cuidado, llevar a la dosis justa hasta regular ese equilibrio.

Esto debe hacerlos un endocrinólogo o un urólogo responsable.



*NO compre o se coloque compuestos de testosterona si no está seguro de que su nivel en sangre este afectado.

*Consulte siempre a su médico de confianza y pida tantas opiniones como necesite para cerciorarse de que está recibiendo un tratamiento adecuado.




Inicio

Buscar
Buscar en Mitos y Verdades del Sexo

Sobre mí
Carolina Villalba,Psicóloga Especialista en Sexología Clínica egresada del (IUCS), dirigido por el Prof. Dr. Andrés Flores Colombino. Es Miembro de SUS(Sociedad Uruguaya de Sexología) y de SASH( Sociedad Argentina de Sexualidad Humana). Participante y expositora en múltiples congresos y seminarios internacionales. En internet, es responsable de la web www.sexualidadplena.com, y espacios en radio, tv y prensa escrita en Uruguay y Argentina.

Categorías

Mis Links

Archivo


Contacto

¿Qué es RSS?